Voodoo parece no pretender tocar nada más que rock n’ roll

Voodoo parece no pretender tocar nada más que rock n’ roll

julio 1, 2015 0 Por LaBaseCR.net

Desde hace unas semanas para acá, vengo con una tendencia a escuchar rock de los 60’s y 70’s, buscando bandas relativamente desconocidas, música que se quedó en la obscuridad y en general todo lo que pudo haber sido ignorado y olvidado, incapaces de competir con los monstruos de la época como Led Zepplin y The Who. Pero así como hoy en día se encuentra tanta música increíble fuera de los medios masivos, ha sido así siempre y si escarbas encontrarás joyas perdidas. Destaco bandas como Coven y Dust entre estas que me han dado un amor redescubierto por todos esos jamás orientes de amplificadores de tubos recubiertos en terciopelo.

No se preocupen, que la resistencia está viva. Quizá cueste encontrar espacio para sonar entre tantos éxitos vacíos de Miley Cyrus y la otra rubia (escoja la que quiera), pero no hay que buscar más allá que el patio de tu propia casa para encontrar rock de entraña, sin peros.

Entre tanta experimentación, progresión, fusión, innovación, y otros sustantivos que le podemos atribuir a la música, se tiende a  perder el sentido de hacer música honesta y el espíritu del rock n’ roll que fue tan vivo y apasionado durante esas épocas. Vivimos en una época donde el Rock dejó de ser la norma y ha pasado a ser la excepción. Algunos géneros han encontrado hogar cómodamente dentro de un nicho donde sus seguidores saben exactamente lo que quieren y qué esperar de sus bandas. El “pop” o la música mainstream, por otro lado y en general, se ha apareado entre sí tantas veces de manera incestuosa que sus productos más recientes vienen con el coeficiente intelectual de una bolsa llena de orines. Aceptémoslo, la misma industria que nos dio a los Beatles y a The Kinks ahora no sabe cómo mercadear algo sin nalgas de por medio. Alguien en su adolescencia temprana en el 2015 posiblemente no sepa a que suena una guitarra eléctrica hasta el primer día que su amigo “mala influencia” lo lleve a escondidas a algún chivo. We need rock. El rock ha sido siempre la voz de la rebeldía, la pasión, el fuego interior que sale a gritos y patadas.

No se preocupen, que la resistencia está viva. Quizá cueste encontrar espacio para sonar entre tantos éxitos vacíos de Miley Cyrus y la otra rubia (escoja la que quiera), pero no hay que buscar más allá que el patio de tu propia casa para encontrar rock de entraña, sin peros.

11225167_1663694817200173_6342552260729318474_n

Voodoo, una banda cuyo nombre envidio por no haberlo tomado antes, y a quienes creo que es justo atribuirles el título de supergruop de rock nacional, sus miembros ya conocidos de, pues, de muchas bandas: Trika, JuanMa Ugalde, Guillermo Ramos y Guido Fernández.  Digo rock en todo el sentido de la palabra. Voodoo parece no pretender tocar nada más que rock n’ roll, pero terminan siendo una de las bandas que el país más necesitaba, en medio de tanto grupo de covers de precisamente el tipo de música que hacen.

Su autotitulado EP Voodoo, viene con cuatro canciones. La primera Coal To The Fire, es un rockin’ bluesy jam con baterías marchantes como quien pisa carbones.  Me recuerda por momentos al rock desértico de Josh Homme y compañía, con un coro que haría orgulloso a Jim Morrisson. El siguiente track, Dancy Baby, no es tan bailable como su nombre implica, siendo la pieza más pesada del disco con un poco de stoner, un poco de grunge en sus riffs. The Killing Musket entra más despacio, con guitarras en delay, vocales en falsete y un mood muy jazzy, para sorprenderte con un coro lleno de punch. Los solos de guitarra son llenos de alma y estarían cómodos en cualquier tarima entre las guitarras de Jimmy Page y Stevie Ray Vaughn. Trouble, la última pieza del disco arranca de una vez como un puño en tu cara con un riff de puro Funk Metal, pegajoso como él solo, para llevarte a unos coros con más de ese funk, pero esta vez con mucho más sabor. Puedo decir que las cuatro piezas tienen pinta de hit y las cuatro piezas son igual de «catchy». El arte del disco te pone en la época que pretenden, con diseño de vinil y una portada indistinguible entre una colección de acetatos de los 70’s.

[button size=large style=square color=red align=none url=http://tinyurl.com/plrhklu]Facebook Oficial [/button]

Voodoo trae consigo una bolsa llena de trucos y embrujos y todo esto solamente puede ponerse mejor cuando estos cuatro decidan llevar este acto a una tarima. Por mientras, pasen a escuchar, es gratis en el Bandcamp. Esperen muchas cosas buenas.

allen